El periodista del diario digital Crónica Global se enfrena a pena de prisión por la injurias y calumnias lanzadas contra una pastelera de Barcelona en el ámbito de una campaña de acoso y derribo promovida por una grupo de ex-trabajadores de la misma que se encuentran en vía judicial por conspiración al ser despedidos por hurto y tráfico de drogas.

Tras ser citado en diversas ocasiones por el juzgado civil para una posible conciliación y explicación de los 3 artículos publicados en los que se le imputan más de 80 delitos de agravio contemplados en la Constitución española, no solo se ha negado a personarse sino que el diario, propiedad del periódico digital El Español (Pedro J. Ramírez) se ha negado a atender los requerimientos del abogado de la demandante.

Por todo ello el periodista se encuentra en vía de instrucción penal a la espera de juicio donde deberá explicar y «documentar» todas y cada una de las calumnias lanzadas contra la citada Chef de pastelería. Así mismo el diario digital y su presidente Gonzalo Baratech han sido imputados como responsables solidarios, a la vez que tendrán que responder del uso «no autorizado» de las fotografías extraidas ilegalmente de las Redes de la demandante.

En su carrera destructiva, el periodista ha arrastrado al diario «Metrópoli Abierta» y su director Lluis Regas al ser el único medio digital que se negó a retirar la copia del último artículo publicado por el periodista Ignasi Jorro de entre todos a los que se lo hizo llegar para aumentar el efecto de las difamaciones y perjuicios ocasionados a la citada pastelera. Por todo ello «Metrópoli Abierta» y su director Lluis Regas seguirán los mismos pasos que «Cónica Global» y su presidente Gonzalo Baratech en cuanto a las responsabilidades legales sobre «injurias y calumnias» tipificadas en la ley.

Redacción.

 

Comments are closed.

Bombax Theme designed by itx